Espa?ol > Actual > Article

Il Sinodo dei Vescovi e Lgbtq

Fecha de publicación:   2018-11-01
Autor:   ВВП

 

El Sínodo de los obispos y LGBTQ

 

Cita del Documento final: “La Iglesia renueva su compromiso contra toda discriminación y violencia sobre una base sexual”.

Comentario: ¡En lugar de ponerse en contra de Francisco y hacerle dimitir por su encubrimiento de violencia sobre una base sexual, el Sínodo hace exactamente lo contrario y emite un documento final legalizando la sodomía!

El Sínodo se vio obligado a renovar su compromiso de seguir el camino del arrepentimiento y de guardar los mandamientos de Dios. Sin embargo, asumió un compromiso específico contra toda discriminación sobre una base sexual. ¡La Iglesia de Francisco ahora se pondrá en contra de los “homófobos”, es decir, aquellos que defenderán los mandamientos de Dios!

 

Cita: “(El Sínodo) considera que es reductivo definir la identidad de las personas a partir de su ‘orientación sexual’”.

Comentario: ¿Así que la división real y bíblica de las personas en hombres y mujeres ha sido eliminada? Definir la identidad de las personas a partir de la llamada orientación sexual significa negar la realidad fundamental de que un hombre es un hombre y una mujer es una mujer. La llamada orientación sexual, que engloba a las desviaciones sexuales de todo tipo, es un término ideológico destinado a promover los llamados derechos de las personas LGBTQ. Desde el punto de vista del cristianismo, estos son pecados graves y esclavitud espiritual. Normalizar el pecado en la Iglesia es una traición a Dios y Sus mandamientos.

 

Cita: “En muchas comunidades cristianas ya hay caminos de acompañamiento en la fe de las personas homosexuales: el Sínodo recomienda alentar estos caminos”.

Comentario: La Iglesia está obligada a acompañar a las personas en el camino de la conversión, del arrepentimiento y seguimiento de Cristo, es decir, en el camino a la vida eterna. Ahora, el Sínodo ha resuelto acompañar a las llamadas personas homosexuales en el camino al infierno porque no llama pecado al pecado y no lleva a estas personas al arrepentimiento necesario. Ya no se esfuerza por la salvación de las almas.

 

Cita: “De esta manera se ayuda a las personas a leer su propia historia; adherirse libre y responsablemente al llamado bautismal...”

Comentario: Si las personas LGBT debieran adherirse libre y responsablemente al llamado bautismal, tendrían que arrepentirse y luchar con la ayuda de Dios contra el pecado de sodomía y otras formas de esclavitud espiritual. Del mismo modo, cada hombre tiene que luchar para no ser atrapado en la esclavitud inmunda, sino vivir una vida pura.

 

Cita: “...reconocer el deseo de pertenecer y contribuir a la vida de la comunidad; discernir las mejores formas para que esto suceda”.

Comentario: ¡Qué manipulación! ¡Aquellos que pertenecen a una comunidad cristiana son solo cristianos que luchan contra el pecado y muestran verdadero arrepentimiento para salvar sus almas! Es absurdo que aquellos que niegan el pecado y rechazan el camino del arrepentimiento pertenezcan a la comunidad cristiana. Tales personas no contribuyen a la vida, sino a la destrucción de la comunidad. La mejor forma para que esto suceda es el Documento final del Sínodo herético. El Sínodo, por tanto, de facto indica que los seminarios, los monasterios y los puestos más altos de la Iglesia deben preferir el ingreso de las personas LGBTQ. ¡Pero esto vuelve del revés la Escritura y la Tradición!

 

Cita: “De esta manera ayudamos a cada joven, nadie excluido, a integrar cada vez más la dimensión sexual en su personalidad, creciendo en la calidad de las relaciones y caminando hacia el don de sí mismo.”

Comentario: La Iglesia debe ayudar a los jóvenes a integrar la dimensión espiritual y moral. Eso significa, recibir a Cristo e integrarLo cada vez más profundamente en su personalidad. Esto sucede en el camino del arrepentimiento y de seguimiento de Cristo, para que luego uno pueda decir: “Ya no vivo yo, sino que Cristo vive en mí” (Ga 2, 20). Si, en cambio, el Sínodo quiere “ayudar” a los jóvenes a integrar la dimensión sexual en su personalidad mediante la legalización de la sodomía, es un crimen y un suicidio espiritual.

 

Cita: “... caminando hacia el don de sí mismo”.

Comentario: Jesús no enfatiza el sí-mismo, es decir, el egoísmo, sino todo lo contrario: “Niégate a ti mismo, toma tu cruz y sígame” (Mt 16, 24) El documento herético, que ayuda a integrar la dimensión sexual, sume a los jóvenes en la esclavitud espiritual. Esto no es un don de sí mismo, sino la promoción del egoísmo y el pecado. ¡Es una rebelión contra el mandamiento de Dios! El fruto de la inmoralidad es la desintegración de la personalidad y de la sociedad.

 

¿Qué truco se utilizó en la votación?

El término tapadera “inclinación sexual”, que figura en el documento, es equivalente a LGBTQ para la ONU y el lobby homosexual.

El documento de trabajo “Instrumentum laboris” utiliza el término LGBTQ. El punto 3 del Documento final dice que los dos documentos están intrínsecamente vinculados y se deben leer juntos. Los obispos solo votaron el Documento final, pero este truco se usó para consequir la aprobación eclesiástica al término LGBTQ incluido en el Instrumentum laboris.

 

Cita de Bergoglio: “Ahora el Espíritu Santo nos da a nosotros el documento para que trabaje en nuestro corazón”.

Comentario: Atribuir el documento herético al Espíritu Santo es la manipulación, la blasfemia más grosera y un pecado contra el Espíritu Santo. Si alguien acepta este documento venenoso, anti-bíblico y anti-eclesiástico, trabajará en su corazón como un veneno espiritual.

 

Cita de Bergoglio: “Este ha sido un espacio protegido. No olvidemos esto: fue el Espíritu quien trabajó aquí”.

Comentario: ¡Era un espacio contaminado! No olvidemos esto. Sí, fue el espíritu quien trabajó allí, pero no fue el Espíritu de Cristo, sino el espíritu del anticristo.

 

¡El Documento final es contrario a las Escrituras y la Tradición de la Iglesia de dos mil años! ¡Es herético!

 

+ Metodio OSBMr                   + Timoteo OSBMr
Obispos Secretarios

 

30 de octubre de 2018

 

Descargar: El Sínodo de los obispos y LGBTQ (30.10.2018)